El Gobierno regional propone instaurar en Gran Canaria el primer campo de eólica marina

 

El Gobierno de Canarias ha propuesto al Ministerio de Energía habilitar a pocos kilómetros de la costa de

Gran Canaria el primer campo experimental de aerogeneradores marinos de España, para intentar atraer a las islas a la importante industria tecnológica que ya mueve ese sector.

En un desayuno organizado por La Provincia, el consejero de Economía de la comunidad autónoma, Pedro Ortega, ha reconocido que los planes de crecimiento en energía eólica en Canarias comienzan a estar condicionados de cara al futuro, en tierra, por la limitación del territorio y también porque, en muchos casos, chocan con la existencia de espacios protegidos o de servidumbres aeroportuarias. En este encuentro, también ha asegurado que   espera terminar la legislatura con un parque de energías renovables que cubra el 21 % de la demanda de electricidad de las Islas.

En este momento, ha explicado, hay ya instalados 390 megavatios, están en construcción parques que en tres o cuatro meses van a elevar esa potencia instalada a 518 megavatios y se estima que al final de la legislatura haya en funcionamiento 640 megavatios.

Sobre los parques eólicos, Ortega defiende que Canarias cuenta con todas las condiciones para liderar en Europa su desarrollo, por los que ya han comenzado a apostar países como el Reino Unido, con inversiones ya en marcha en zonas como Escocia.

Un reciente informe de la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria, publicado por la revista Energy, revela que Canarias tiene potencial para cubrir 22 veces su consumo de electricidad solo con parques eólicos marinos, a un coste un 23% inferior al actual y sin ocupar más de 12% de sus aguas territoriales (siempre fuera de espacios protegidos, zonas pesqueras y rutas de navegación).

El Gobierno canario dispone de estudios sobre tres posibles áreas marítimas donde podría experimentar el desarrollo de aerogeneradores marinos fijos o flotantes, la más avanzada de ellas situada en Gran Canaria, en una distancia relativamente cercana a la costa.

Además, sugiere ofrecer ese campo a las empresas líderes del sector para que prueben sus prototipos, con la posibilidad de suministrar su energía a la central de bombeo reversible de Chira-Soria, el gran proyecto en el que en este momento trabaja Red Eléctrica de

España en Gran Canaria para almacenar en forma de agua embalsada (que luego se turbina) la electricidad producida por el viento en las horas en las que hay menos demanda.

«Con una ventaja: en Escocia el campo de pruebas de aerogeneradores marinos está a 30 kilómetros de la costa y sometido a temporales. Aquí estaría a una distancia de unos tres kilómetros y con un tiempo mucho mejor», ha remarcado, lo que permitiría mostrarlo casi en cualquier momento a las empresas interesadas.



La costa de Gran Canaria alberga desde hace cuatro años el primer aerogenerador marino de España, un prototipo de Gamesa de 5 megawatios de potencia instalado en el muelle de Arinaga, que ya ha batido varios récords de producción de electricidad en España.

En breve, ha precisado este viernes Ortega, se colocará un segundo prototipo ya propiamente en el mar, en la Plataforma Oceánica de Canarias, la gran instalación científica impulsada por el Gobierno de España y la comunidad autónoma frente a la costa de Telde para fomentar el desarrollo de investigaciones e ingenierías relacionadas con el mar. 

 

Enlace: eldiario

Ir arriba
Abrir chat
¿En qué podemos ayudarte?